Construcción de muro a base de placas alveolares y pilares metálicos HEA180 de 2 m de altura. La función de este muro es separar los terrenos de ADIF del termino municipal de Sant Adrià del Besòs, impidiendo asimismo el vertido de escombros como venía sucediendo antes de la construcción de este muro.

Debido a la naturaleza arenosa del terreno, ha sido necesario realizar pozos de cimentación con unas profundidades entre 2 y 2,60 m bajo rasante.

El muro se ha ido escalonando para adaptarlo a la rasante del pavimento asfáltico del aparcamiento existente. En algunas zonas con afectación a gas natural, se ha cambiado la tipología de muro al de bloques de cemento rellenos de hormigón armado sobre cimentación corrida.