En esta ocasión, se ha confiado en INFECO, S.L. para actuar con celeridad para subsanar un grave problema de seguridad debido a la rotura de una canalización de grandes dimensiones destinada al regadío de los campos aledaños y al consiguiente hundimiento del terreno en la zona. Se trabajó contrarreloj en fin de semana para poder restablecer el paso ferroviario en 48 horas.

Hubo que sanear el socavón, bombear el agua del fondo, colocar nuevos tubos para restablecer la canalización rota y hormigonar toda la zona para reforzarla debido al próximo y constante paso de trenes.